Centroamérica es inversión, turismo, diversión y oportunidades!

Centroamérica es inversión, turismo, diversión y oportunidades!
Relax, you´re in Central America!

lunes, 10 de junio de 2013

Experiencia digital


Equipo de Happy Punk Panda Foto de Salvador Meléndez
Fuente: Claudia Contreras, editora web / @claucontreras Viernes, 07 de Junio de 2013 12:52 (modificado) Happy Punk Panda, agencia digital creativa con clientes en El Salvador y Nicaragua, está conformada por jóvenes menores de 26 años

Si usted es cliente de Happy Punk Panda es porque alguien lo refirió o usted tiene una tarjeta de presentación de la empresa que conoció en un foro o convención. Happy Punk Panda no hace publicidad y su presencia en redes sociales es bien puntual: hablan de sus clientes, no de la empresa. Pese a eso, esta agencia digital creativa tiene clientes como Toyota, Chevrolet, Cerveza Golden y Miller (de Industrias La Constancia, subsidiaria de SABMiller en El Salvador), Marlboro y ProNicaragua.
“Funcionamos algo así como un club secreto, que se lleva a alguien y lleva a otros. No hay forma de conocernos si no es por redes sociales o por un evento. Es un filtro que hacemos de clientes también. Nos puede salir mal, pero hasta el momento nos ha ido bien”, detalla Javier Guerrero, director de Happy Punk Panda. De su definición de agencia digital surgen ideas muy particulares. “Muchas veces las ideas vienen de medios no digitales y una vez ya tienen toda la campaña se hacen la pregunta: ¿y en digital que hacemos? Esto es un problema, porque no integran lo digital desde el inicio de la conceptualización de la idea. Nosotros ayudamos a agencias a aterrizar las ideas pensando en la idea digital desde su inicio”, explica. Guerrero tiene 26 años y trabaja junto a otros once jóvenes (diseñadores, desarrolladores y comunicadores) que no pasan de esa edad. En promedio, una de sus campañas, que incluye el desarrollo, cuesta entre US$3.000 y US$5.000.
Trabajan de la mano con las agencias de publicidad tradicional, pero su giro es desarrollar desde cero una idea e implementarla en internet: redes sociales, anuncios en Google, banners en medios específicos o diseñar juegos en 3D para impulsar una campaña específica. El uruguayo Mario Tucci, presidente de Tholons Latinoamérica y especialista en software en la nube y aplicaciones móviles, apunta que a la fecha los juegos en línea no solo sirven para jugar, sino que pueden servir para fidelizar una marca. “En 2016 ese mercado valdrá US$50.000 millones”, recalca.
En noviembre de 2012, Happy Punk Panda desarrolló la campaña de verano de Golden. Armaron un juego en 3D y lo publicitaron solo por redes sociales. “En Golden se creó todo un mundo digital: llevaba 3D, animación y diseño interactivo”, destaca Guerrero. En el juego había artículos promocionales y cervezas como premios. Jugaron más de 3.000 personas, más de 370.000 veces, ocho minutos en promedio como tiempo de estancia.
Campaña para cerveza Golden creada por Happy Punk Panda

Inicios

En 2002, Gustavo Gutiérrez era un emprendedor digital. Sabía diseñar con Flash y ofrecía páginas web con animaciones y experiencia del usuario, y contaba con muchos adeptos en esa época. En esa época, Javier Guerrero estudiaba diseño multimedia en la Universidad de Huddersfield, en Inglaterra, y comenzó a trabajar con Gutiérrez. Guerrero comenzó a trabajar junto a Gutiérrez en la empresa Boxes Media, que en 2003 ganó la Arroba de Oro, un certamen que premia la innovación en desarrollo de sitios web o mejor uso digital para campañas publicitarias.
En 2009, trabajaron de la mano con apex bbdo. Gustavo cerró 18 proyectos, pero ese año falleció, producto de un aneurisma. En esa época, el equipo de Happy Punk Panda estaba compuesto por cuatro personas. Decidieron finalizar todos los proyectos. “Nos tocó arrancar todo de nuevo, nadie nos conocía; todo el mundo conocía a Gustavo. En enero mucha gente nos cerró las puertas”, contó Guerrero. Pero poco a poco fueron incorporando clientes como Grupo Roble con el website de El Pedregal, Nine West, Avante y Medio Lleno. “Éramos los únicos que trabajábamos Flash y ofrecíamos esa experiencia. El objetivo de Avante fue enseñar el edifico construido rápido, con el Pedregal era mostrar todos los beneficios de los apartamentos que querían vender, con Nine West era el look and feel”, dice Guerrero.
Además de lograr credibilidad a pesar de su juventud, el equipo ha elaborado una mística de trabajo propia entre el programador, el diseñador y la productora. “Todo el mundo conoce del otro. Si tenemos una idea preguntamos cómo se puede hacer. Llegar a una mezcla en medio de eso da muy buen resultado”, apunta. La fórmula es exitosa, Happy Punk Panda crece a un 30% anual desde 2009.
Toda acción se mide de forma diaria. “Hacemos un calendario de producción, hacemos pruebas para que el producto vaya con la menor cantidad de bugs. Al final, las marcas aprecian eso. Somos 60% o 200% mejores que la competencia. No solo por la calidad, el tiempo y los procesos; son factores que lo justifican”, defendió Guerrero.

La mira en Cannes

La Agencia de Promoción de Exportación e Inversiones de El Salvador (proesa) los invitó en 2012 a mostrar sus servicios en Honduras y Nicaragua. Son la agencia digital de ProNicaragua (redes sociales, estrategia de contenidos y cuidado de marca digital). También llamaron la atención de Save the Children Nicaragua, Publicidad Comercial Nicaragua y Huella ddb. En Honduras también están enfocados en conquistar a las agencias de publicidad para conseguir más clientes en ese país.
En sus seis años de historia han ganado cinco premios junto a Publicidad Comercial Lowe, de El Salvador, en el Festival de Antigua Guatemala como campaña integrada y categorías digitales. También fueron nominados al León de Cannes, junto a la misma agencia, por una campaña ciudadana para el periódico digital El Faro. El sueño de Happy Punk Panda es ganar el León de Cannes. “Hacemos lo que nos gusta y de paso nos pagan. Nosotros nos pusimos la misma meta de ganar el Cannes; no lo ganamos esta vez, pero nuestro sueño es ganar”.

¿Qué es una agencia digital?

Es una agencia que acerca a su consumidor a su marca utilizando eficientemente los medios digitales. En 2016 ese mercado valdrá us$50.000 millones.